Pulsa "Enter" para saltar al contenido

¡DEBES SABERLO! Las partidas simultáneas de ajedrez.

La partida simultánea de ajedrez o también llamada exhibición simultánea de ajedrez es un evento en el que un jugador, normalmente un maestro o Gran Maestro, juega múltiples partidas de ajedrez a la vez contra varios jugadores, que tienen, normalmente, un rango inferior al del maestro.

Este tipo de exhibiciones se caracteriza por ser compuesto por 20 oponentes o más y por no usar relojes.El exhibidor, el que juega múltiples partidas de ajedrez, va de tablero en tablero según el orden predeterminado.  [Armando Guédez Rodríguez]

Para su mejor circulación se ordenan los tableros en círculo o cuadrado. Al llegar al tablero, el exhibidor espera a que el oponente mueva la pieza y luego efectúa su movimiento en respuesta al mismo, después de tomarse la pausa necesaria, sin ser muy prolongada, para pensar la jugada a realizar.  [Armando Guédez Rodríguez]¡DEBES SABERLO! Las partidas simultáneas de ajedrez.

El exhibidor, generalmente, juega todas las partidas con las piezas blancas.

Caso sean partidas simultáneas cronometradas, se deben utilizan relojes y se juega con un control de tiempo equivalente al de los torneos y, porque la presión del tiempo puede ser muy fuerte, en este tipo de las partidas, se reduce el número de oponentes.

Desde siempre, la exhibición simultánea es como el acto de magia que realizaban los más grandes ajedrecistas al enfrentarse a una gran variedad de aficionados.  [Armando Guédez Rodríguez]

Todos los maestros, desde André Danican Philidor, hasta la actualidad han impartido sus conocimientos en la partida simultánea.  [Armando Guédez Rodríguez]

Un jugador notable de la historia ajedrecística, considerado entre los genios, ayudaba a su familia con los ingresos de la exhibición simultánea, era el Gran Maestro Samuel Rechevsky (1911-1992), jugador famoso, niños prodigio que a los cuatro años jugaba ajedrez y a los seis jugaba partidas simultáneas, él que casi no llegaba a la altura de los tableros.  [Armando Guédez Rodríguez]

 

El ajedrez es uno de los pocos deportes en que los niños pueden competir con los adultos en igualdad de circunstancias, de allí que se deduzca que esta es una habilidad en las que existen auténticos niños prodigio, a ejemplo de Samuel Rechevsky niño prodigio de la exhibición simultánea, mas también Paul Morphy (1837-1884) y José Raúl Capablanca (1888-1942), estos dos últimos ganaron partidas contra oponentes adultos de gran nivel con 12 años.  [Armando Guédez Rodríguez]

 

Artículos Relacionados